Oración a San Ramón Nonato para un buen parto

    San Ramón Nonato lleva este nombre tan particular, ya que al momento de su nacimiento su querida madre muere, y debió efectuarse una cesárea para salvar la vida de Ramón. San Ramón Nonato llevó una vida de entrega y gran sacrificio, perteneció a la orden de los Mercedarios creada por San Pedro Nolasco, dedicando su vida al rescate de cristianos perseguidos y encarcelados por los musulmanes. Su compromiso ante el deber era tan alto, así como su amor a Dios y su prójimo, que cuando ya no tenía dinero para ofrecer en rescate de un cristiano, se quedó él como prisionero a cambio de la liberación de aquel hombre. Efectuó grandes obras milagrosas en vida y luego de su muerte.

    Oración a San Ramón Nonato para un buen parto

    San Ramón Nonato, varón ejemplar, fuiste traído al mundo de forma milagrosa,

    y de esta misma forma toda tu vida fue un permanente milagro,

    San Ramón Nonato, fuiste un santo milagroso, ibas por el mundo salvando

    de la muerte y la prisión a los fieles cristianos perseguidos.

    San Ramón Nonato, así como tú fuiste salvado de la muerte, cuando estabas en el

    vientre de tu madre, porque Dios tenía preparada para ti

    una vida de grandes prodigios, hoy con humildad te pido

    a ti San Ramón puedas cuidar el fruto de mi vientre

    que está próximo a nacer, porque lo amo y lo espero con mucha ternura.

    Porque temo que algo le pase en el momento del alumbramiento a mi

    hermosos bebé, es que te pido poses sobre mí tus preciosos ojos y

    protejas este momento tan delicado para mi hijo y para mí.

    Bendice las manos de los doctores que nos atenderán,

    bendice a cada persona que esté en la sala de parto,

    bendice las manos de los cirujanos, bendice las manos de las enfermeras.

    Bendice tú San Ramón Nonato a mi hermoso bebé para que

    nazca sin complicaciones y sea un niño sano, de tierno corazón,

    que venga con la senda trazada de amar hacer el bien, y siempre se

    esfuerce por hacer lo correcto en su vida, por sus seres queridos y por el gran amor

    que tendrá hacia Dios El Padre.

    Bendíceme San Ramón Nonato para no temer y permíteme

    llenar mi corazón de fe y confianza en que todo saldrá favorablemente.

    Que sea todo según la santa voluntad de Dios Todopoderoso.

    Amén.

    Para reflexionar

    Valiosa mujer, que deseas traer a un hijo a este mundo, calma, paciencia. Pide a tu Dios que todo salga conforme a su voluntad en ese momento tan importante como es el alumbramiento. Tú, en estado de preñes, considera todas las cosas maravillosas que puedes hacer en estos meses de gestación. Bríndale mucho amor a tu bebé y prepárate física, mental y espiritualmente para ser madre, que es una de las tareas más nobles y entregadas que Dios ha dado por realizar a las mujeres.

     

    Deja una respuesta

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada.